sábado, 27 de septiembre de 2008

Adiós en azul...

La leyenda de un indomable, así lo recordaremos siempre.Tenemos que echar la mirada atrás y rebuscar en el imaginario de nuestra vida, entonces descubrimos al tramposo, al conquistador, al estafador, al perdedor, al abogado, al bebedor, y así hasta más de sesenta personajes que nos hicieron soñar. Soñar en azul, en un azul intenso como sus prodigiosos ojos. Los ojos de un daltónico, con tal carisma, que inundaba la pantalla. Durante el medio siglo de carrera encarnó a muchos hombres, pero el auténtico Paul Newman era ese comprometido política y socialmente, ese al que le apasionaba la velocidad y las carreras, y por encima de todo el eterno enamorado de Joan Woodward, su esposa. Este es un pequeño homenaje a una de las grande estrellas del firmamento del séptimo arte. Gracias por seguir haciéndonos soñar.
MP3: Peter Gabriel + Kate Bush - Don't Give Up

1 comentario:

calandra dijo...

Era un heroe: Tenía una parte humana, otra de dios, y tambien, una vulnerable.
Un ser mágico que nos ha tocado a todos en el corazón.
Gracias, Paul.